Angola

angolaAngola es el país con más hablantes de portugués en África. Está ubicado en sureste de la costa de África. Las oportunidades para el evangelio están abiertas, áreas donde una vez el evangelio era inaccesible hoy se han vuelto abiertas y están pidiendo por ayuda.

 SIM trabaja en evangelismo de personas no alcanzadas, discipulado, cuidado médico, educación teológica y plantación de iglesias.

Ministerio Actual de SIM 

Desde que terminó la guerra civil en Agola en el 2002, el reto para SIM, en unión a la Iglesia Unida Evangélica de Angola, es ayudar a conocer las necesidades en entrenamiento para discipulado y liderazgo como un alivio del sufrimiento. La iglesia tiene tres puntos prioritarios para los próximos años: plantación/discipulado de la iglesia urbana, trabajo medico y educación.

SIM busca trabajar en conjunto con la Iglesia Unida Evangélica en estos ministerios.Los líderes de la iglesia han estado siendo entrenados en el Instituto Bíblico Menogue (entrenamiento práctico en ministerio) y en el Seminario Teológico de Lubango (educación a nivel de universidad). Los graduados de estas dos escuelas sirven a las iglesias a través de la nación. Cubrir las necesidades humanas requieren tres áreas primarias: cuidado médico, desarrollo en agricultura y educación. Los misioneros que ofrecen asistencia es esas áreas han ganado atención de la gente para oír el mensaje del amor de Dios. La misión y la iglesia trabajan junto, en el nombre de Cristo, por traer estabilidad y fe a los pobladores de Angola, quienes han sufrido mucho durante esta larga guerra civil. 

Visión del Ministerio

Por fe, vemos:

  • A un cuerpo de Cristo unido en una nación pacifica, dispuesta a dar a cada hombre, mujer y niño la oportunidad de oír, entender y aceptar el Evangelio de Jesús y en convertirse en un miembro activo de una iglesia dispuesto a alcanzar a otros con el mismo Evangelio.
  • Una red de ministerios integrales a lo largo del país, para que un modelo integral del cristianismo sea visible a través de la tierra.
  • Un equipo de misioneros que trabajen gozosamente y efectivamente con la iglesia como el “equipo de los santos que trabajan para el ministerio”. 

Oremos por:

  1. Éxito en obtener visas para los misioneros reclutados para servir con la Iglesia Unida Evangélica.
  2. Seguridad en medio de la incertidumbre y el peligroso viaje.
  3. Que los cristianos sean modelos de perdón y reconciliación, en lugar de luchar con heridas y amarguras por las atrocidades que han sufrido.
  4. Un ministerio efectivo a la luz del crecimiento de VIH y SIDA-causado, en parte, por el crecimiento de viajes alrededor del mundo.
  5. Una sabia respuesta a la oportunidad de cuidado a los campamentos de refugiados.
  6. Que los estudiantes del Seminario e Instituto Bíblico sean auténticos seguidores de Jesús creciendo en la habilidad de servir a la iglesia.
  7. Crecer en la efectividad de establecer iglesias urbanas.

 volver a lista de países